Las sonrisas de los niños de Arequipa

Posted on by Juan Carlos Castresana
Imagen portada

Hoy he llegado a Arequipa. La segunda ciudad más grande de Perú con casi un millón de habitantes. No he esperado mucho y me he puesto en contacto con Antonio que me llevará a un orfanato para hacer unas fotografías y daremos una vuelta por la verdadera cara de la ciudad.

Me hospedo a una manzana de la Plaza de Armas. Antonio viene a recogerme y me explica un poco el recorrido. Empezamos dando una vuelta por la Plaza de Armas. Es sencillamente espectacular. Llenísima de gente. La Catedral resalta entre los edificios. No hay tantos turistas como pensaba que habría.

Cogemos el coche y nos alejamos del centro histórico. A lo lejos el paisaje nos muestra varios volcanes inactivos. Recuerdo el Tungurahua, hace unos días se volvió a activar y han evacuado la zona. Nos acercamos a la zona de Villa María. Las casas cambian de estilo. Ya no hay tanto dinero por estas zonas.

Salimos del vehículo y Antonio me enseña una pequeña casita. Dentro hay un grupo de niños con la madre de uno de ellos. Según me cuentan, cada mes se turna una madre del grupo y se encarga de darles clases y estar con ellos cada día. Así el resto de madres puede trabajar, están solas y necesitan ayudarse entre ellas. Un sistema bastante útil dado que el dinero no es algo que sobre por estos lugares y mucho menos se paga bien a las mujeres.

Están en el momento del descanso y están tomando un zumo. Hago fotos a los niños. Nos reímos. Me encantan los niños. Son felices. Durante este viaje se hace más y más palpable que no se necesita mucho para ser feliz. Pero sí predisposición a ello. Los sueldos de estas famílias son muy limitados. Tienen también un comedor común que funciona con el mismo sistema que el orfanato, ayudando a las madres y embarazadas.

Resulta impactante ver cómo se ayudan unas a otras ante la adversidad. El gobierno no tiene reguladas muchas de estas situaciones personales. Y mucho menos ayudas para ellas. Desde hace años que estos sistemas están funcionando con éxito por toda la periferia de la ciudad. Esperanzador.

Se acerca la Navidad. En principio no tenían pensado organizar nada especial. Hablo con Antonio y les hago una donación. La Navidad es una época de felicidad. Es una época que todos deberían disfrutar y compartir. Yo ya no estaré aquí para verlo, pero espero que tengan una Navidad especial. Seguro que Antonio se encargará de ello. Todo por una sonrisa. Por un niño feliz.

Parte de la aventura #Sudamérica2011
_____
Puede leerse también en El Mundo – www.elmundo.es

This entry was posted in Viajes and tagged , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

One Response to Las sonrisas de los niños de Arequipa

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *